El tinerfeño cumplirá su tercera campaña consecutiva como preparador físico del CH Molina Sport, tras ser uno de los principales responsables del gran rendimiento del equipo el pasado curso en el que los grancanarios conquistaron el histórico doblete de Liga y Copa

Aitor es licenciado en la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, cuenta además con un Máster profesional en alto rendimiento en deportes de equipo, cursado en el INEFC de Barcelona.

Con el tinerfeño al frente de la preparación física del equipo, el Molina ofreció durante toda la temporada pasada un plus físico que le permitió marcar un ritmo competitivo difícil de igualar por sus rivales, lo que fue clave en la consecución de los dos primeros títulos en la historia de la entidad.

Cabe destacar además el excelente trabajo en la prevención de lesiones que permitió al equipo completar una temporada para la historia con todos sus efectivos disponibles en todo momento.

Aitor cuenta además con una dilatada experiencia en la preparación de equipos en distintas disciplinas, como pueda ser por ejemplo el caso del fútbol, donde ha ejercido de preparador físico del Unión Viera o más recientemente el voleibol femenino, en el CV Jav Olímpico.

La valoración de Alejandro Molina

«Es importante que los jugadores tomen conciencia de la importancia de comportarse como profesionales del deporte no solo durante los entrenamientos, sino también en su día a día, manteniendo una correcta alimentación, las horas de descanso necesarias y un trabajo preventivo para evitar lesiones de gravedad. En este sentido tenemos la fortuna de poder contar con un profesional como Aitor que ha realizado un trabajo excepcional en este sentido durante las dos últimas temporadas».

«El trabajo preventivo realizado por Aitor permite a nuestros jugadores prevenir la aparición de lesiones de gravedad, fortaleciendo las zonas musculares que más sufren los deportistas en la práctica del hockey línea».

«Aitor realiza un trabajo en silencio pero que tiene una importancia vital para nosotros, tal y como ha demostrado durante las dos temporadas anteriores, evitando lesiones de gravedad y logrando optimizar el rendimiento en la pista de cada jugador».