• El concejal de Deportes, Aridany Romero analizó con el director general de Deportes del Gobierno de Canarias, Manuel López, un documento consensuado con los agentes sociales para estudiar una posible modificación de la Resolución del 19 de junio que prohíbe la actividad de las disciplinas de combate
  • En la actualidad hay más de 12.000 licencias de deportes de contacto en Canarias, así como 320 entidades federadas

El concejal de Deportes del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Aridany Romero, se reunió con el Director General de Deportes del Gobierno de Canarias, Manuel López, para analizar la implantación de un protocolo de seguridad que posibilite el desarrollo de los deportes de contacto, tras la resolución del pasado 19 de junio que prohíbe hasta el momento su práctica.

Dicho documento, elaborado conjuntamente por los agentes sociales -Federaciones, clubes y deportistas- y que cuenta también con la participación y el apoyo público local, desglosa los parámetros de su práctica, según Romero, “dentro de un diálogo constructivo y colaborativo con las instituciones”, garantizando las medidas de índole sanitaria necesarias.

“Desde el IMD nos hemos puesto al servicio nuevamente de la comunidad deportiva. En esta ocasión al servicio de las federaciones, clubes y deportistas de disciplinas de deportes de contacto. Somos conscientes del perjuicio económico y deportivo que está causando la crisis sanitaria. Por tanto, no podíamos mirar hacia otro lado”, aseveró el presidente del organismo municipal.

Ante esta situación “límite”, Romero señaló que “hemos encargado una asistencia técnica para que nos elaboraran un protocolo para poder realizar los entrenamientos de los deportes de contacto bajo unas estrictas medidas que están contempladas en el trabajo”.

El desarrollo de la propuesta contiene el cumplimiento de un total de 10 hitos entre los que destacan, además del control previo del estado de salud o la adaptación de todas las instalaciones a condiciones higiénicas de práctica deportiva, la identificación previa de los deportistas dentro de cada grupo de trabajo y los entrenamientos en pareja de contendientes única en un período de tiempo inicial de al menos 15 días.

“La idea fundamental gravita entorno al entrenamiento 1-1, es decir, la pareja para entrenar será fija estableciéndose calendarios de una posible desescalada deportiva”, expuso Romero.

En este sentido, el máximo responsable del IMD analizó con Manuel López la posible revisión de la normativa para definir “parámetros lógicos bajo los cuales cualquier modalidad tenga la posibilidad de desarrollar su proyecto deportivo, incluyendo las actividades desarrolladas por clubes, federaciones y empresas de servicios relacionadas”.

“Queremos facilitar a las autoridades sanitarias la trazabilidad en caso de contagio, para ello el protocolo recoge el seguimiento de todas las actuaciones desde el ámbito individual del deportivas como las que son responsabilidad de los clubes o federaciones”, agregó el concejal de Deportes de la capital grancanaria.

Asimismo, López mostró su compromiso por “buscar soluciones consensuadas” para facilitar el desarrollo de dichos deportes y se comprometió a celebrar en los próximos días una nueva reunión junto con la Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Canarias y los representantes de los clubes y federaciones afectados, en este caso Lucha Canaria, Boxeo, Judo y Disciplinas Asociaciadas, Luchas y DA, Kárate y DA, Taekwondo, Kick Boxing y Shorinji Kempo.

En los últimos años, los deportes de contacto han seguido al alza en Canarias, contabilizando en la actualidad más de 12.000 licencias en el Archipiélago, así como un total de 320 entidades federadas y un crecimiento interanual superior al 25%.

Romero destacó el “ambiente de cordialidad y colaboración” entre las dos administraciones para subsanar un “agravio comparativo con estas disciplinas”, cuya prohibición “se ha justificado vagamente al incluirse, en el apartado 3.14.1 de la Resolución, el concepto del contacto físico interpersonal continuado con el adversario para justificarlo”.

Según el edil del municipio capitalino, “este trabajo consensuado ha sido el fruto del trabajo de los actores principales del deporte en cuestión, pero además, de licenciados en educación física, prevención de riesgos laborales y médicos”.

Al mismo tiempo, Romero y López analizaron la posibilidad de configurar un equipo multidisciplinar con las consejerías implicadas, junto con las federaciones, clubes y entidades “para trabajar con rapidez y diligencia en este proceso”.

“Desde el IMD continuamos con el desarrollo de un mismo protocolo para eventos deportivos al aire libre y en instalaciones deportivas cubiertas y que estará finalizado las próximas semanas”, concluyó Romero.